Vencí el coronavirus y tengo tatuajes, ¿puedo donar mi plasma hipermune? – Bolivia Verifica
Vencí el coronavirus y tengo tatuajes, ¿puedo donar mi plasma hipermune?

Bolivia Verifica

Somos un medio digital sin fines de lucro ni tendencia política que se dedica a la verificación de noticias falsas (fake news) y del discurso público para luchar contra la desinformación y mejorar la participación democrática.

Verdadero

Vencí el coronavirus y tengo tatuajes, ¿puedo donar mi plasma hipermune?

Compártelo por:

Puedes donar plasma hipermune si tus tatuajes o piercings se realizaron un año antes de la donación.

Fotografía: Gastón Brito

En Facebook circulan imágenes de una mujer de 53 años que lleva un tatuaje en el antebrazo derecho  y que dona plasma hipermune. A partir de esta publicación surge confusión y duda sobre los tatuajes como un impedimento para donar. «No se puede donar sangre si tienes tatuajes», comenta uno de los usuarios. ¿Qué hay de cierto en esto?, ¿es un mito?, ¿de dónde surge?

Desde Bolivia Verifica indagamos sobre el tema y constatamos que sí puedes donar sangre teniendo tatuajes pero bajo ciertas condiciones.

Captura de pantalla de publicación de fotoperiodista quien captó imágenes de una donación de plasma.

“Hay restricciones generales que se toman en cuenta, entre ellos están el hecho que te hayas realizado un tatuaje o un piercing en el último año previo a la donación. Tener tatuajes no es una restricción de por vida”, indica la Dra. Silvia Stephanie Sivila Copa, Responsable del Servicio de Transfusión del Hospital del Norte. Es decir, tener tatuajes no es un impedimento para donar, sólo hay que esperar ese lapso de tiempo.

Uno de los mitos acerca de la donación de sangre y ahora del plasma hipermune es que las personas con tatuaje no pueden ser donantes. Eso no es cierto. Así lo destacan desde el Programa Nacional de Sangre del Ministerio de Salud de Paraguay, detallando que lo único que se pide para que la donación sea segura, es que quienes se hayan tatuado donen un año después de haberlo hecho por última vez.

Ante la falta de un tratamiento específico que cure a pacientes con COVID-19, la terapia de plasma convaleciente o hiperinmune se ha transformado en una alternativa que se está aplicando en Bolivia. El 11 de mayo de 2020 el Ministerio de Salud de Bolivia comunicó en su página web que la transfusión de sangre de pacientes recuperados del nuevo coronavirus dio resultados positivos como tratamiento. Además, su uso como medida terapéutica fue validado en nuestro país, a través de la “Guía para el manejo de COVID-19”, elaborado por el Ministerio de Salud y el Comité Científico Asesor.

Los donantes deben cumplir ciertos requisitos y aunque su efectividad aún no está completamente aprobada en todos los casos, abre una posibilidad frente a la falta de una vacuna. La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Ministerio de Salud determinaron que la gran mayoría de las personas son potenciales donantes. No obstante, hay excepciones.

No pueden ser donantes:

  • Los mayores de 65 años.
  • Los menores de 18 años.
  • Personas que tienen complicaciones cardiovasculares.
  • Personas que se hayan desmayado en una donación de sangre.
  • Quienes padezcan enfermedades crónicas.
  • Personas que se hayan realizado tatuajes o piercings, en los últimos ocho meses previos a la donación.

Sí pueden donar

  • Hombres entre 18 y 65 años que no hayan recibido transfusiones previamente, fuera de este rango de edad no es recomendable.
  • Quienes hayan superado el COVID-19 con diagnostico validado por un laboratorio con dos pruebas negativas y 14 días sin ningún síntoma.
  • Pesar de 50 kg, un peso inferior puede ser contraproducente para el donador.
  • Tener un buen estado de salud.
  • No haberse realizado tatuajes ni piercings en los últimos 12 meses.
  • Sin medicación tres días antes.
  • Sin otras enfermedades transmisibles y se realizaran pruebas antes de la donación.

Captura de la Red Unitel. El procedimiento de donación de plasma se ha popularizado en el país.

La técnica consiste en extraer plasma de una persona recuperada de coronavirus. Una vez recolectado, éste se procesa y se hace un diagnóstico para descartar que no tenga microorganismos que puedan transmitir infecciones, y comprobar que efectivamente posea anticuerpos. Luego de todas las pruebas, se le infunde, entre 200 a 500 ml al paciente hospitalizado por COVID-19.

“Se extraen exactamente 600 ml de plasma a partir de un procedimiento que se denomina aféresis, que es un proceso de la extracción de la parte liquida de la sangre”, dice Sivila quien también destaca que la acción para el donante no representa ningún tipo de reacción adversa que perjudique su salud.