En Tarija existen 61 casos sospechosos de COVID-19, no 1.264  – Bolivia Verifica
En Tarija existen 61 casos sospechosos de COVID-19, no 1.264 

Bolivia Verifica

Somos un medio digital sin fines de lucro ni tendencia política que se dedica a la verificación de noticias falsas (fake news) y del discurso público para luchar contra la desinformación y mejorar la participación democrática.

Coronavirus

En Tarija existen 61 casos sospechosos de COVID-19, no 1.264 

Compártelo por:

Se habla de un encapsulamiento de la capital tarijeña, cuando todavía el COED no tiene un parámetro para tomar definiciones respecto a la siguiente semana

Al acercarse el 31 de mayo, fecha establecida por el Decreto Supremo 4226 para el final de la cuarentena por el Covid-19, aumentan las especulaciones en torno a las medidas que se tomarán a partir del primero de junio, apareciendo cadenas en las redes sociales que dan otro tenor a los datos existentes o que se adelantan a las determinaciones que se deberá asumir desde los comités operativos de emergencia, como es el caso de Tarija.

Cadena 

Una de estas cadenas circula en grupos de WhatsApp, en la que se indica la necesidad de encapsular diferentes sectores de la ciudad de Tarija, al no poder “ocultar” más los datos. 

“¿Ahora qué me dicen? Acaban de informar que en Tarija hay 1264 personas observadas para ser encapsuladas. Tienen todos los datos incluyendo la geo referenciación de sus domicilios. No dice de dónde ha surgido ese criterio de observadas e identificadas. Al parecer, ya no podían ocultar datos por la proximidad de la flexibilización y del momento pico de la pandemia”, dice parte de este mensaje.

Según esta cadena, con dichos datos, “el panorama puede cambiar radicalmente”, como también la apreciación del manejo efectuado hasta ahora.

La cadena circula en cadena por WhatsApp. 

Una de las cadenas que circula en WhatsApp conferencia a los casos de COVID observados en el departamento de Tarija.

COED y datos

Quien hizo circular la cadena se basa en los datos que hizo públicos el secretario de Gestión Institucional de la Gobernación tarijeña, Rubén Ardaya Salinas, que dijo ante los medios de prensa que 1264 personas están siendo observadas.

Ardaya en la conferencia de prensa, el pasado martes 26 de mayo, hizo conocer del plan de contención comunitaria que incluye la participación de 75 profesionales que están divididos en 15 equipos para aislar a personas cuyas pruebas den reactivas por medio de un monitoreo georeferencial. 

Sin embargo, técnicamente, una persona observada no tiene la misma calificación que una sospechosa y mucho menos que una positiva.

Desde la Comisión COVID de Tarija, se había informado a Bolivia Verifica que las pruebas rápidas solamente dan “un criterio” para seleccionar pacientes. 

Los casos observados no son solamente de aquellas personas que tengan algunos síntomas, sino que quienes, por su trabajo o sector social al que pertenecen, estén constantemente expuestas al contagio como el personal de Salud, trabajadores de servicios de limpieza y recolección de basura, vendedoras en los mercados de abasto y transportistas, entre los principales.

Estos grupos sociales forman un número importante de personas que a diario están expuestas a un contagio, lo que no quiere decir que lo estén, por eso ingresan en la calificación de “observadas”. En el departamento de Tarija están en esta condición 1264, según el informe del Comité Operativo de Emergencias (COED).

En el caso específico de los sospechosos son 61 en todo el departamento, según informó hoy en una conferencia de prensa el responsable de la Unidad Epidemiológica del Servicio Departamental de Salud (Sedes), Carlos Magne.  

Los casos sospechosos son aquellos que puedan haber tenido contacto con algún positivo, así sean asintomáticos, o que pudiesen tener algunos de los síntomas característicos de esta enfermedad. 

“Vamos a hacer intervenciones para que se pueda aislar a los pacientes que sean portadores asintomáticos y así podamos evitar el contagio masivo”, explicó sobre este núcleo de personas observadas, el director del Sedes-Tarija, Paul Castellanos Zamora en la misma conferencia de prensa. 

Los primeros testeos rápidos fueron realizados en el hospital San Juan de Dios, posteriormente a personal de la Entidad Municipal de Aseo de Tarija (EMAT). 

Entre las zonas identificadas para hacer estas pruebas rápidas está La Loma donde se identificaron casos positivos y el Mercado Campesino, este último por las grandes aglomeraciones de personas.