No hay evidencia científica que avale que la reducción de casos de COVID-19 sea por el dióxido de cloro – Bolivia Verifica
No hay evidencia científica que avale que la reducción de casos de COVID-19 sea por el dióxido de cloro

Bolivia Verifica

Somos un medio digital sin fines de lucro ni tendencia política que se dedica a la verificación de noticias falsas (fake news) y del discurso público para luchar contra la desinformación y mejorar la participación democrática.

CoronavirusFalso

No hay evidencia científica que avale que la reducción de casos de COVID-19 sea por el dióxido de cloro

Compártelo por:

Una publicación en un portal web, indica que la aprobación del uso de este producto en el país ayudó a la disminución de casos en el país

Una publicación indica que la reducción de casos en Bolivia se debe al consumo de dióxido de cloro.

Según datos oficiales, existe una importante reducción de casos de coronavirus en el país y una nota de prensa indica que esto se debe al “consumo del dióxido de cloro”, resaltando la ley que permite su distribución. Esta versión es falsa, pues no existe una evidencia científica que compruebe esta afirmación.

“Bolivia disminuye la cantidad de casos de COVID-19 tras aprobación del dióxido de cloro”, es el titular de una nota de prensa del portal web, aDiario.CR.com.

Según esta nota, la disminución de positivos se dio justamente después de que la Cámara de Diputados de Bolivia aprobara un proyecto de ley a favor del consumo y distribución del dióxido de cloro. “Como puede verse en los cuadros de variación diaria, la curva de Bolivia ha logrado aplanarse”, indica la nota.

Hay un desgaste y una acción estacional

“Hay circulación del virus en todos los departamentos del país”, decía en una anterior entrevista con Bolivia Verifica el exjefe nacional de Epidemiología, Virgilio Prieto.

¿Qué es lo que pasa? Una serie de factores que no tienen que ver precisamente con el consumo del dióxido de cloro, según explican los especialistas en salud como Prieto.En esa oportunidad, Prieto dijo  que hay una “alta probabilidad” de que las personas ya no estén informando a los centros de salud cuando contraen la enfermedad, “pero siguen registrándose muertes”, alertó.

El subdirector del hospital San Juan de Dios de Tarija, Marcos Oliva Castrillo, indica a Bolivia Verifica que la reducción de casos se debe al “cambio de estación”. Oliva puso como ejemplo los rebrotes en Estados Unidos y Europa, donde las curvas de contagios habían bajado en verano, pero que tuvieron ahora un fuerte rebrote con el cambio de temporada.

El epidemiólogo Pedro Flores, del Servicio Departamental de Salud de La Paz (Sedes), dijo que existe un “desgaste” del coronavirus y una “carga viral baja”;  al referir que esta enfermedad  actúa “de forma estacional”, según explicó en una entrevista con Página 7 del 13 de noviembre.

¿Qué es una carga viral baja? De acuerdo al epidemiólogo,  implica que al momento del contagio, no existe una multiplicación rápida del virus dentro del cuerpo de una persona, por eso hay más personas que están “pasando la enfermedad sin darse cuenta”.

Es decir, en la primera transmisión de coronavirus, la carga viral era más potente, pero el contagio del segundo al tercer infectado es menor, y así va reduciendo su capacidad.

En Bolivia, está vigente la Ley del Dióxido de Cloro y la Ley de Permanencia Obligatoria promulgada el 14 de octubre.

Bolivia estaba registrando entre julio y agosto más de mil casos por día, según los informes del Ministerio de Salud, número que redujo a menos de cien casos diarios desde octubre.

Sin embargo, los colegios médicos no avalan su uso por los daños colaterales que pueden provocar a la salud, según se pronunciaron sus representantes en los medios de comunicación, como se refleja en diferentes notas de prensa  y no existe hasta la fecha ningún estudio científico que respalde la afirmación que la reducción de casos se debe al consumo de dióxido de cloro.

El dióxido de cloro es una solución al 28% de clorito de sodio en agua destilada. Se usa como blanqueador y para descontaminar superficies industriales, ya que se asemeja a la lejía o el cloro.

Según el informe de este 27 de noviembre del Ministerio de Salud, el país registró un “ligero descenso” en el número de municipios con riesgo alto de contagios COVID-19, de 35 a 34 en la última semana.

“Los gobiernos municipales deberán hacer mayores esfuerzos para que la población cumpla las medidas de contención y distanciamiento, para mejorar la calificación de riesgo”, recomendó el Ministerio de Salud.

Informe del Ministerio de Salud donde indica un leve descenso del número de municipios con riesgo alto.