Datos de VigiAccess no prueban “dos millones de lesiones” por la vacuna contra la COVID-19 – Bolivia Verifica
Datos de VigiAccess no prueban “dos millones de lesiones” por la vacuna contra la COVID-19

Bolivia Verifica

Somos un medio digital independiente sin fines de lucro ni tendencia política que se dedica a la verificación de noticias falsas (fake news) y del discurso público para luchar contra la desinformación y mejorar la participación democrática.

CoronavirusFalsoVerificación

Datos de VigiAccess no prueban “dos millones de lesiones” por la vacuna contra la COVID-19

Al ingresar al portal web aparece un aviso donde se indica que son posibles efectos reportados luego de vacunarse. No son casos comprobados y no pueden ser usados como si fueran datos oficiales

En grupos de Telegram de La Paz, Chuquisaca, Cochabamba y Santa Cruz circula un artículo donde se asegura que en una “base de datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS)” se registran más de dos millones de lesiones por las vacunas contra el coronavirus. Esta versión es falsa.

El texto que se comparte en estos grupos es el siguiente:

“La base de datos de la OMS registra más de dos millones de lesiones tras la vacuna de COVID. Los casos reportados representan un pequeño porcentaje de los que se producen, pero los que advertimos de los efectos secundarios adversos somos ‘negacionistas'”.

En esta cadena adjuntan el link de una publicación del portal “Diario16.com”.

En la nota argumentan que en la base de datos de VigiAccess, “fundada por la OMS en 2015”, aparecen los registros mencionados en el mensaje compartido por Telegram.

Bolivia Verifica revisó esta publicación y descubrió que no es correcta, empezando por el año de creación que no es 2015 sino  1968.  

El sitio de VigiAccess, fue fundado por la OMS, donde se encuentran los datos reflejados en esa nota, pero al ingresar al sitio web, se lee un comunicado donde se advierte que sus reportes no son oficiales ni comprobados.

El comunicado expresa que los datos son “posibilidades” reportadas que no son comprobadas:

“VigiAccess no se puede utilizar para determinar la probabilidad de que ocurra un efecto secundario . Una búsqueda de VigiAccess sobre un medicamento arrojará una lista básica de los posibles efectos secundarios notificados y el número de veces que se ha informado de cada efecto.

Sin embargo, la base de datos no incluye otros factores necesarios para poner ese número en contexto, como cuántas personas han tomado el producto, cuánto tiempo lo han tomado, cuál su periodo en el mercado y las diferentes prácticas de presentación de informes que influyen qué observaciones se incluyen en los informes”.

Captura de pantalla de parte de todo el comunicado.

Abajo del comunicado hay una opción para confirmar que se han leído y comprendido las declaraciones anteriores.

Por tanto, quien realizó la publicación en “Diario16.com” tuvo que haber visto este comunicado antes de ingresar al portal web, pues al refrescar la página, el aviso vuelve a aparecer.

La función de VigiAccess es similar a la del Sistema de Notificación de Reacciones Adversas a las Vacunas (VAERS) de Estados Unidos, donde muestra datos de posibles efectos reportados, no comprobados.

En ese caso, cualquier persona puede enviar un reporte. La constatación de la veracidad de cada reporte está a cargo de los organismos avalados de salud, en el caso específico la OMS. 

Bolivia Verifica realizó diferentes verificaciones para desmentir la desinformación que circulan entorno al VAERS.

¿Qué es VigiAccess?

Según explica la OMS, VigiAccess es un sitio web que permite buscar en VigiBase datos estadísticos de las supuestas reacciones adversas a los medicamentos que se notificaron al Programa Internacional de Farmacovigilancia de este organismo.

VigiBase tiene más de 10 millones de notificaciones procedentes de todo el mundo y ofrece esta información desde 1968

Como se aprecia, no es una fuente oficial, sino un sitio para ver bases de datos de supuestos efectos adversos de diferentes medicamentos, incluyendo las vacunas. No es una base de información oficial sobre casos comprobados de efectos adversos. 

Los grupos que se oponen a la inmunización usan estas bases de datos y otros sitios similares como VAERS para tratar de justificar que las vacunas contra la COVID-19 “no son seguras”.

Las vacunas han demostrado en diferentes estudios científicos que son seguras y eficaces. Su ayuda y efectividad en la lucha contra la COVID-19 es mayor que sus efectos secundarios, mismos que son leves y duran pocos días.

Este contenido es elaborado con la colaboración de la OPS/OMS Bolivia.

¿Ya descargaste la nueva app de Bolivia Verifica? No te pierdas ninguna de nuestras publicaciones y ten información de calidad.

Descarga en IOS 📱—> https://apps.apple.com/bo/app/bolivia-verifica/id1542454083?l=en

Descarga en Google Play —> https://play.google.com/store/apps/details?id=com.bolivia.verifica